Tuenti para community managers

El equipo de Tuenti, la principal red social con tecnología española, ha organizado la primera sesión (in)formativa para community managers. La red social, que ha alcanzado 13 millones de usuarios y que lleva la privacidad por bandera, quiere mantener una relación cercana con los gestores de comunidades aprovechando esta ventaja competitiva que supone para los CM poder hablar por teléfono u organizar encuentros con el equipo de la red en cualquier momento en Madrid o Barcelona. También pretenden deshacerse de ese estigma de red para jóvenes con datos como que el 75% son mayores de edad.

Para hacernos una idea de qué diferencia a Tuenti de otras redes generalistas (y principalmente Facebook, su competidor más directo), son la privacidad -el contenido de los usuarios no es indexado por Google y el equipo de Tuenti elimina 1.500 perfiles falsos a diario- y la prevalencia del contenido multimedia -más de 4 millones de fotos se suben diariamente y se visionan 6 millones de vídeos-.

ALGUNOS TIPS PARA CM QUE SE MUEVAN EN TUENTI

PÁGINAS. Están desde comienzos de 2010. Hay dos tipos, las de usuarios, que reúnen a grupos de amigos especialmente, y las premium (empresas@tuenti.com) orientadas a empresas y organizaciones. Ambas opciones son gratuitas. Según los responsables de la red, estas páginas tienen un valor diferencial porque:

  • los usuarios de Tuenti se mueven en un entorno más confortable porque tienen menos amigos que en otras redes sociales y por tanto son más naturales.
  • los usuarios de Tuenti utilizan muchísimo los contenidos multimedia de los que las empresas pueden aprovecharse.
  • cuando un usuario de Tuenti hace clic en me gusta tiene la posibilidad de “enviar a un amigo” lo que ofrece una gran capacidad de viralización.
  •  el usuario de Tuenti no suele clicar a enlaces, suele quedarse en la propia red.

Características específicas de las páginas de Tuenti:

  • Cuando se publica una ACTUALIZACIÓN DE ESTADO aparece en el muro de todos nuestros seguidores. Cuando se publica un COMENTARIO, no.
  • El contenido multimedia se ofrece en una pequeña ventana aparte (tipo pop up) por lo que el usuario puede seguir navegando por la página mientras ve el vídeo.
  • Hay dos álbumes: Oficial y De usuarios, de los que el administrador de la página puede elegir el que quiera para que se vea por defecto.
  • Radio: se está montando un podcast mediante open sourc
  • e para que se pueda navegar mientras se escucha el contenido.
  • Parte central de la página (RICH MEDIA). Sólo puede cambiarlo el equipo de Tuenti para garantizar que se mantiene un contenido adecuado. Puede ser: una foto, una imagen flash, un vídeo o una aplicación (se monta de form
    a coordinada con Tuenti para que se ajuste a su sistema).
  • CONCURSOS: pueden ser de fotos o vídeos (que los usuarios las suban y/o las voten) o de comentarios en el muro (de originalidad, que inviten a jugar). Son GRATUITOS, y los resultados pueden ser públicos o privados.
  • ESTADÍSTICAS. Son nuevas. Registran la actividad de los últimos 30 días (exclusivamente). Muestran: nuevos usuarios registrados, usuarios que se han ido, otros datos (demografía, comentarios, visualización multimedia) de los que han INTERACTUADO (no del grueso de fans).

SITIOS. Las páginas de sitios sí indexan en Google (a menos que las restrinjas a mayores de 18 años). Indexan sus fotos/publicaciones pero no los comentarios o datos de los usuarios.

Se puede pedir a Tuenti un módulo de localización de distintos establecimientos, y las páginas de establecimientos pueden estar asociadas a las de una marca, de forma que cuando el administrador publique en la marca se publique también en cada establecimiento (esta vinculación ha de hacerla Tuenti).

  • CUPONES: se pueden crear en las distintas páginas de sitios de forma gratuita. Hay varios modelos (tipo descuento, 2×1, regalo… se puede limitar por tiempo o unidades) se puede pedir a Tuenti un kit de cartelería, pegatinas.. que se puede descargar desde la web del administrador. (Se recomienda acompañar el lanzamiento de los cupones con una actualización de estado para favorecer la viralización).

APLICACIONES. Funcionan con Iframes y son cerradas (los desarrolladores necesitan el permiso de Tuenti para trabajar-Tuenti exige que funcionen con navegadores y pluggins comunes). Se permite una por página y exigen el consentimiento explícito de los usuarios para acceder a los datos y nunca se accede a su álbum de fotos. A su email sólo si se pide explícitamente.

  • Las apps no pueden pedir al usuario que cambie su imagen de perfil, tienen que estar en castellano y no pueden incentivar el uso de otras redes sociales.
  • Para que la aplicación crezca hay: INVITACIONES (el usuario puede invitar a sus amigos), TABLÓN (la app puede pedir al usuario que postee en su tablón).

Presentaciones de la formación, celebrada en el centro CAMON de Madrid, en slideshare.com/equipotuenti.

Las parodias en twitter

Hace ya años que aparecieron en twitter perfiles que en su bio incluyen la palabra “parodia”, que tal debe haber sido el acuerdo 2.0 para no dar lugar a equívocos y descartar una usurpación. Reconozco que en alguna ocasión he ido directamente a alguno de ellos y he pasado un buen rato con las ocurrencias y el ingenio de estos especialísimos CM’s.

Otras veces no ha sido así, ya que se rozaba la falta de respeto, cuando no se rebasaba ampliamente.

No se trata de aconsejar ninguno, pero si te das un paseo por twitter te puedes encontrar a miembros de la familia real española (@Príncipe_Filipe, @ReyJuanCarlosI @juancarospimedo, @Infantaleonor1, @SofiaTheQueen, @LetiThePrincess), inglesa (@CatadeCambridge, @GuilledeCambridge, @EnriquedeGales, @MotherqueenII) y, por supuesto, políticos (@zoidoarcalde, @ruizgarrafon, @Perez_Rubalcaba, el censurado @naniano_rajoy) y otros personajes públicos (@anaznarbottle). Y futbolistas, actores, cantantes, periodistas…

Curiosamente, forman un mundillo con su punto de endogamia, ya que es normal ver conversaciones entre ellos.

Además, en general cometen los mismos pecados que muchos tuiteros, como la poca continuidad o los accesos de entusiasmo seguidos por abandono de los perfiles.

También como cualquier tuitero o usuario del 2.0 en general tienen unas normas que cumplir, como que lo más importante es el contenido y la conversación, por eso unos tienen muchos seguidores y otros decidieron abandonar.

Lo que ya resulta más dificultoso es el buen gusto, punto en el que podemos unir este asunto del que nos estamos ocupando hoy con la reflexión repetida en #CarmonaUPO de que la vida on line es un traslado de la off line.

Recuerdo magníficos programas de parodias radiofónicas como El estado de la nación o La verbena de la Moncloa, plenos de humor, sarcasmo y buen gusto. También recuerdo a humoristas que no tenían ni pajolera gracia y tiraban de recursos fáciles para tratar de sobrevivir.

Creo que una buena muestra de ingenio es jugar con la imaginación del lector de tuiter, que siempre tenderá a poner en boca del personaje real lo que dice su parodia, y podemos encontrarnos ejemplos.

Sin embargo, detrás del uso de algunos se ve una intención política y un uso no casual de mensajes habituales del contrario. Ahí ya no es el humor, sino un medio puesto al servicio de un fin, como es el de crear mala imagen. Y cometen fallos de marketing, como las empresas que crean perfiles para campañas específicas y, una vez finalizada, lo abandonan. Podemos volver a nuestra segunda ilustración.

Otro fenómeno con el que nos podemos encontrar es que no sepamos distinguir entre la parodia y el personaje real, aunque en este punto dejo que seáis vosotros los que investiguéis…

Megaupload: Cuando la nube se convierte en tormenta

El cierre por parte del FBI de Megaupload, más allá de todo lo que se ha escrito sobre la legalidad o no del servicio, es un ataque a la línea de flotación de ‘la nube’. Considerando que una web como Megaupload aglutinaba el 4% del tráfico total de internet (se han dado cifras de entre 150 y 180 millones de usuarios) es obvio pensar que una parte de ellos, sin entrar a calcular cifras, lo usaba como repositorio de documentos o para almacenar backups de los archivos con la ‘seguridad’ de que siempre podrían acceder a ellos.

La nube o ‘cloud computing’ son aquellos servicios, aplicaciones y plataformas e infraestructuras que se encuentran accesibles desde Internet, es decir, a través de un entorno totalmente web.

Estaba claro que muchos usuarios utilizaron el servicio para almacenar archivos de forma ilegal, subiendo contenidos protegidos por los derechos de autor, llevando a las autoridades a cerrar el negocio al ya famoso Kim Schmitz, alias Kim Dotcom y por extensión bloquear sine die el acceso a los contenidos legales alojados en sus servidores desatando la tormenta perfecta en nuestra hasta entonces idolatrada ‘nube’.

Este hecho desemboca en una pregunta clave: ¿es realmente seguro subir datos a “la nube”?

Imagen de la publicidad de Megaupload

La teoría nos dice que la nube es el futuro de las copias de seguridad, pero al ver los últimos sucesos, tal vez haya que plantearse un plan B para seguir disponiendo de nuestros datos ante una emergencia. Evidentemente no se debe poner nada en ‘la nube’ sin mantener una copia bajo nuestro control, pero además hay otros aspectos a considerar en el caso de los datos bloqueados (por no darlos aún por perdidos), como la privacidad y los derechos sobre algo que te pertenece. ¿Qué pasará ahora con la información legal y privada que estaba almacenada en Megaupload? ¿Podrán recuperarse esos archivos en un futuro (esperemos) no demasiado lejano?

Se puede pensar que Megaupload no era ‘la nube’ más indicada para utilizar como repositorio de archivos ‘delicados’ por su alto contenido en almacenamiento ilegal, pero hace unos meses los usuarios ya demostraron la inutilidad de la leyes antidescargas y usando Google Docs crearon en cuestión de horas un documento con cientos de enlaces ‘ilegales’ ¿Y si entonces al FBI le da por cerrar Google?

También hace poco, y por citar otro caso más, otra nube poderosa de almacenamiento como es la de Amazon quedó en parte en fuera de juego por la caída de un rayo… La pregunta sobre la viabilidad real del cloud computing es algo que realmente da que pensar ¿Y tú, aún confías en la nube?

Ser o no ser

Se ha escrito mucho de reputación online. Sin embargo, quien esto suscribe no está tan segura de que se haya hablado tanto de ontología en redes sociales (como Twitter). No pretenden ser estas líneas, ni mucho menos, un tratado filosófico, pero quiero abordar este asunto al hilo de la política de redes sociales de la Agencia Efe, empresa en la que, por cierto, la autora de este post trabajó siete años (años en los que el 2.0 sonaba a chino al común de los periodistas, por cierto).

La Agencia Efe ha trasladado a sus empleados una serie de recomendaciones para su comportamiento en redes sociales. Entre ellas, que distingan sus cuentas estrictamente personales (en las que no deben consignar siquiera en su biografía que trabajan en esta empresa pública) de las profesionales, que la propia agencia promoverá y en las que los trabajadores asumirán el nombre de Efe junto al suyo. Por ejemplo, @EFEFranciscoGarcía.

Es de suponer que Efe, empresa que cuenta con un buen Estatuto de Redacción, ha querido regular una situación compleja, la de periodistas hablando en redes sociales sin tener en cuenta la línea editorial de su medio o incluso avanzando noticias antes de publicarlas en su propio trabajo, pero poner coto a la identidad de las redes sociales es de una inocencia casi sonrojante. Por la sencilla razón de que las redes sociales son la vida misma. No hay dos “yoes” distintos dentro y fuera del trabajo. Antes que la reputación está la identidad.

Se da la circunstancia, por tanto, de que históricos periodistas de Efe que comenzaban a despuntar en redes sociales -con comportamientos exquisitos, por cierto- han retirado de su biografía que trabajan para la agencia, obedeciendo así a su empresa. ¿Realmente eso beneficia o perjudica a la empresa? ¿No se da cuenta Efe de que otros medios, como El País, El Mundo o la Cadena SER, por citar solo tres ejemplos, se aprovechan de la presencia y seguidores de sus más reputados periodistas en las redes sociales?

Es una relación provechosa para el medio y para el profesional, en el sentido de que el medio gana prestigio y visitas a su web, por ejemplo, mientras que el periodista también obtiene más seguidores al identificarse como un trabajador de la radio, televisión, agencia o periódico en cuestión.

Por supuesto que los periodistas a los que me refiero (por poner sólo dos ejemplos: Sonia Sánchez de la SER o Carlos E. Cué de El País)  pueden hacer usos personales de las redes. Y eso es por una razón sencillísima: Porque, además de periodistas, son personas.

En la opinión de quien esto suscribe, la Agencia Efe -y el resto de medios que se planteen seguir su camino- debería confiar en el buen uso y el buen criterio de sus profesionales de las redes, como periodistas y como personas, y en absoluto cercenarles su libertad. Porque, por ejemplo, se puede dar la circunstancia paradójica -volviendo a la ontología- de que una persona que es periodista de Efe no pueda decirlo públicamente a menos que abra una cuenta en Twitter controlada por la empresa y que, sin embargo, una que lo fue -como la autora de este post- sí pueda contarlo.

La Cultura se mueve en Redes Sociales.

Hoy me siento orgulloso, muy orgulloso por poder realizar este post hablando de la manera en que la Cultura se mueve en las Redes Sociales y lo quiero hacer, no para hablar de nombres… sino para hablar de la creación de sinergias y los resultados tan interesantes que se están logrando.

En un mundo en el que todos aprendemos a aprender a una velocidad en el que las herramientas nos ganan a diario la carrera… Iniciativas cargadas de imaginación empiezan a sazonar las redes con sabor a cultura fresca.

El primer ejemplo es uno de los primeros grupos en los que comencé mi andadura en Facebook, se trata de Educación, cultura y acción social en los Social Media, un lugar de diálogo con 252 participantes (a fecha de hoy) en el que debate prácticamente a diario, y donde se comparte información de publicaciones online, offline, eventos y se mueven las ideas. Se habla y sobre todo lo relacionado con los temas definidos por el título del grupo y en mi caso, además, se aprende mucho.

Grupos como este se encuentran también el Linkedin como pudieran ser Redes sociales en los museos y centros de arte contemporaneo, Docultura, Gestión de instituciones, empresas y Plataformas culturales, Profesionales de la Gestión Cultural… y un largo etcétera.

Una de las ideas más originales y sorprendentes es La exposición expandida, que se define como un proyecto de comisariado colectivo y lo mejor es que sean los comisarios de algunas de estas salas nos expliquen lo que es…

A día de hoy, la exposición se configura en trece espacios expositivos, en los que se tratan diversos temas, destacando en número, aquellos que hablan sobre la ciudad, que se muestra enfocada desde varios puntos de vista.

Seguimos nuestra ruta por estos espacios hablando de #arteyuncafe. Este evento se estructura en tres mesas, “Mesa 1”, que analiza “estados de la cuestión”, “Mesa 2”  que presenta ponentes con proyectos individuales y la “Mesa 3” con ponentes presentando proyectos de grupo.

Esta iniciativa que se estrenará presencialmente justo en un mes, plantea dos modelos de participación. Un modelo offline con la presencia de cuatro ponentes con 15 minutos, cada uno, para presentar su tema y una hora de debate. Aunque su charla, estará disponible para su discusión desde un mes antes del evento, en la web del proyecto. Por lo que a día de hoy ya se pueden encontrar las primeras ponencias. Una magnífica noticia es que ya se han cubierto las plazas presenciales para acudir al evento que tendrá lugar el 17 de febrero en la Universidad Complutense.

El modelo online solo se distingue del presencial en que no participa en el evento offline, pero tiene todo el mes para conversar y responder a las ideas que los interesados en el evento quieran dejarles.

Por último, es el momento de hablar, a riesgo de que se considere autobombo, sobre #cultura18. Un debate abierto y “sin moderador”, en Twitter, en el que los coordinadores  lanzamos una pregunta para empezar y otras si vemos que el tema se escora demasiado. Cada lunes a las seis de la tarde, todo aquel que quiera, alrededor de este hashtag podrá conversar, sin ponentes… Cada uno dice lo que sabe y aprende de lo que escucha. La organización a la finalización de la charla, de una hora de duración, propone tema de conversación para la siguiente semana.

Si no puedes seguir la charla en directo, puedes acceder al blog, donde al día siguiente tendrás un pdf con los tweets que fueron escritos durante el periodo de la charla.

Estos son sólo algunos de los movimientos culturales que están teniendo lugar en las redes, si conoces alguno más o has participado en algunos de los mencionados, te agradecería que nos contaras tu experiencia.

Quisiera agradecer a Laura Cano (@via_di_uscita), a Nuria García (@veoarte) y a mi compañera Dolores Lobillo (@doloreslobillo) por la información que me ha han aportado para la elaboración de este post.

Las mentiras de Twitter

‘Las noticias vuelan’ y más aún desde que nació Twitter, con su pajarito azul. La red de microblogging es una forma de comunicación que aporta información directa, diversa, local, global e inmediata, aunque no siempre real. La inmediatez y rapidez con la que circula la información deriva en ocasiones en la difusión de noticias irreales o inexistentes, que son difundidas por todos los rincones del mundo sin haber sido contrastada previamente. El anonimato que ofrece Internet es el principal hándicap de los ciberdelincuentes para poner en práctica su imaginación con nuevas invenciones falsas.

Son numerosos los casos en los que se vierten noticias ficticias de gran relevancia o se crean perfiles falsos desde los que se publican todo tipo de descalificaciones e insultos. El caso más reciente ha sido la suplantación del perfil del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, que ha sido detectado por Twitter, y que ha procedido a la clausura de dicha cuenta. Desde este perfil se publicaban insultos hacia los fiscales y el Juez Instructor del caso de los trajes, unas acciones que han sido puestas a disposición de las autoridades con el objetivo de localizar a su autor.

Cuenta falsa del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana

Otro caso muy reciente ha sido el anuncio falso sobre la muerte del dictador Fidel Castro (que fallece por segunda vez en Twitter), que se convirtió en trending topic (TT), y que fue desmentido después por la página oficial Cubadebate.

Junto con el fallecimiento del dictador cubano, Twitter ha registrado comunicados falsos sobre la muerte de deportistas, actores, artistas y otras personalidades, como es el caso de David Bechkam, Will Smith, Lady Gaga o Hugo Chávez, entre otros muchos.

Asimismo, numerosos son también los casos en los que se suplantan los perfiles de Twitter de personas destacadas del mundo de la política, la televisión o la cultura. Así, destaca la suplantación de la cuentas de Twitter de cinco ministros del Gobierno español: Alberto Ruiz-Gallardón, Luis de Guindos, Cristóbal Montoro, José Manuel García-Margallo y Jorge Fernández Díaz.

A pesar de la incertidumbre sobre la credibilidad de las informaciones difundidas en esta red social, muchos medios de comunicación tradicionales se hacen eco de estas informaciones, depositando su confianza en estas fuentes y dándoles plena cobertura, y a veces, sin realizar previamente un trabajo de investigación ni contrastarlo. Con el objetivo de captar la atención del usuario, en ocasiones se prima la inmediatez de sus contenidos frente a la veracidad de los mismos.

Por lo tanto, debido a este tipo de actuaciones malintencionadas, podría decirse que la funcionalidad de Twitter está ensombrecida. Esta plataforma digital, que cuenta con una gran dimensión social, formativa e informativa, tendría un mayor potencial de uso, si no fuera, una vez más, por la acción malévola de algunas personas que, con su actuación, limitan la confianza en el microblogging.

PhotoPin: una utilidad para buscar fotos con licencia Creative Commons

En muchos momentos, y a lo largo de nuestros desarrollos en webs, blogs y redes sociales, hemos llegado a tener la lógica necesidad de utilizar imágenes para ilustrar nuestros contenidos. Cuando llegamos a ese punto, nos cuesta un mundo encontrar bancos de imágenes gratuitos y con garantía de calidad en sus fotos que nos sirvan para un trabajo profesional.

PhotoPin es un buscador online de fotos con licencia Creative Commons que cubre las carencias que muchos de los bancos de imágenes gratuitos poseen. Además de solventar cualquier tipo de problemas derivados de la utilización de fotos con licencia y con derechos de autor (ya que son libres), este buscador nos proporciona una gran cantidad y variedad de imágenes de calidad. Su estilo de búsqueda es muy similar a Flickr, aportando además en la lista de resultados un servicio de previsualización de fotos y de descarga directa.

Dispone también de otros servicios adicionales interesantes. Por ejemplo la edición del tamaño de la imagen en la descarga o el link de la fotografía para insertarlo en el HTML de tu blog o web. Os adjunto el enlace del buscador: PhotoPin ¡Espero que os sea de ayuda! 😉

¿Adicto a las Redes Sociales?

Este año, uno de los muchos propósitos que se plantean para los usuarios de redes sociales es seguir compartiendo, faltaría más, pero con un mayor control. Otro de los propósitos estrella es conseguir pasar un sábado o un domingo sin mirar el twitter o pasarse todo el día pendiente del iphone o de la blackberry, mientras se está comiendo con los amigos.

Se está generando un afán por compartir y estar pendiente de todos, que está creando verdaderos adictos a la conectividad plena y eso conlleva consecuencias y carencia de vida real, al vivir sólo el modo online y muchas veces falta de productividad laboral.

Cuando entras en la vorágine de la infotoxicación, hay que poner remedio y he aquí algunas aplicaciones que pueden poner solución a nuestros deseos de estar continuamente en las redes sociales o en internet, a mejorar nuestra productividad y que podemos pedir a los Reyes Magos. 😉

Pantallazo de FreedomFreedom. Uno de los primeros programas en aparecer. Te limita el uso de internet hasta un máximo de 8 horas, tú decides. Desde 15 minutos hasta 8 horas, el programa hace que hasta que no haya transcurrido ese tiempo no puedes conectarte a internet. Existe una versión de prueba y la versión final cuesta unos 8 euros.

Aplicación antisocialAntiSocial. Si no entrar en internet es excesivo, podemos bloquear con esta aplicación las webs que más nos distraigan (Facebook, Twitter, Youtube) durante el tiempo que estimemos. Existe una versión de prueba y la versión final cuesta unos 12 euros.

RescueTime. Averiguar al final del día, cuánto tiempo has dedicado a navegar o a trabajar, puede ayudarte a conocer que deberías cambiar en el uso del ordenador. Es una manera de equilibrar el trabajo con el uso de la tecnología. Mucha gente se sorprende, al utilizar este programa, que la jornada de ocho horas se traduce en sólo cuatro o cinco horas de trabajo productivo. ¿Pero y si nuestro trabajo requiere el uso de Facebook? Según el vicepresidente de la compañía, el tiempo utilizando Hootsuite es productivo, mientras que en Facebook “puedes” estar perdiendo el tiempo.

WRITE ROOM. Muchos utilizamos el ordenador para escribir en alguna que otra ocasión, pues esta aplicación hace que nuestro escritorio simple y llanamente se convierta en una pantalla para escribir, donde no vemos otros elementos más que lo que vayamos escribiendo. Hay versiones para MAC y para WINDOWS

El gobierno suprime el canon digital y da vía libre a la Ley Sinde

 

En el 2011 hemos escuchado hablar mucho del canon digital que es aquella tasas que se aplica a diversos medios de grabación y cuya recaudación reciben los autores, editores, productores y artistas, asociados a alguna entidad de privada de gestión de derechos autor como puede ser el caso de la SGAE.

Pues bien, este canon desaparecerá en 2012, el gobierno ha decidido suprimir esta polémica tasa aunque la sustituirá por un sistema de compensación de copia privada. Los criterios de fijación y determinación de esta compensación los definirá el Gobierno en un real decreto, y todos esperamos con “intriga” cuál serán esos criterios que definan el mencionado sistema de compensación. Muchos dicen que sólo se tratará de un cambio de nombre.

Por otra parte, el Gobierno ha dado luz verde a la famosa ley Sinde, cuyo reglamento dejó sin aprobar el anterior Ejecutivo, y con esta nueva ley verá la luz la polémica Comisión de Propiedad intelectual, cuyo objetivo será la defensa de los derechos de autor frente a las páginas de descargas.

Como siempre twitter no se hizo esperar y han sido numerosas las reacciones que se dividieron fundamentalmente en dos hashtags: #RedResiste y #noalapirateria.

Autor: @Anderbustillos