EBE12 por los pasillos

Foto de Familia EBE12 realizada por Miguel Librero @Brero

En el pasado EBE12, volví a verificar lo que en su día nos enseñó Luis Rull sobre la Teoría de Granovetter y la importancia de los nexos débiles. Os puede a sonar a chino, pero básicamente es los amigos de mis amigos “podrían” ser mis amigos (¿os suena a alguna red social?), o lo que es más importante en este tipo de eventos mis contactos profesionales “podrían” ayudarme a encontrar “nuevos (y quien sabe si más productivos)” contactos profesionales.

En este EBE, al ayudar a la –fantásticaorganización, me he perdido muchas charlas, las cuales espero ansiosa verlas subidas en su canal de Vimeo, pero en cambio he podido vivir como muchos de los asistentes intercambiaban saludos, se desvirtualizaban y comentaban proyectos presentes y futuros para ver como podían colaborar -> lo que hoy en día, los más cool llaman “networking”.

De hecho este año, había un espacio especialmente dedicado al networking coordinado por la empresa sevillana workINcompany que de una manera muy amena ha ayudado a muchos profesionales a conocerse.

Al estar dando vueltas de un lado a otro, he tenido la suerte de hacer muchos contactos, de reforzar aquellos que ya tenía y para mi sorpresa de generar muchos encuentros entre terceros. No sé lo que saldrá de ellos, pero con la magia que se respiraba en el evento de buen rollo, seguramente de que algo bueno.

Aunque, sin duda, lo más importante para mi fue poder estar con casi toda la pandilla que formamos SocialUPO, que gracias a DoItSocial e Intelify se inmortalizó en este momento (con algunos infiltrados, pero que casi ya les podemos dar el título honorífico de socialuperos) 😉

De izquierda a derecha: Raimundo de Hita Cantalejo, Carlos Pérez Fernández (infiltrado), Rafael Rodríguez-Varo Roales, María Aristoy, Francisco Javier Vazquez Vela, Andrés Bustillos Cañadas, Francisco José Pérez Fernández (infiltrado) y Jesús Fernández Acevedo (otro infiltrado).