La Cultura se mueve en Redes Sociales.

Hoy me siento orgulloso, muy orgulloso por poder realizar este post hablando de la manera en que la Cultura se mueve en las Redes Sociales y lo quiero hacer, no para hablar de nombres… sino para hablar de la creación de sinergias y los resultados tan interesantes que se están logrando.

En un mundo en el que todos aprendemos a aprender a una velocidad en el que las herramientas nos ganan a diario la carrera… Iniciativas cargadas de imaginación empiezan a sazonar las redes con sabor a cultura fresca.

El primer ejemplo es uno de los primeros grupos en los que comencé mi andadura en Facebook, se trata de Educación, cultura y acción social en los Social Media, un lugar de diálogo con 252 participantes (a fecha de hoy) en el que debate prácticamente a diario, y donde se comparte información de publicaciones online, offline, eventos y se mueven las ideas. Se habla y sobre todo lo relacionado con los temas definidos por el título del grupo y en mi caso, además, se aprende mucho.

Grupos como este se encuentran también el Linkedin como pudieran ser Redes sociales en los museos y centros de arte contemporaneo, Docultura, Gestión de instituciones, empresas y Plataformas culturales, Profesionales de la Gestión Cultural… y un largo etcétera.

Una de las ideas más originales y sorprendentes es La exposición expandida, que se define como un proyecto de comisariado colectivo y lo mejor es que sean los comisarios de algunas de estas salas nos expliquen lo que es…

A día de hoy, la exposición se configura en trece espacios expositivos, en los que se tratan diversos temas, destacando en número, aquellos que hablan sobre la ciudad, que se muestra enfocada desde varios puntos de vista.

Seguimos nuestra ruta por estos espacios hablando de #arteyuncafe. Este evento se estructura en tres mesas, “Mesa 1”, que analiza “estados de la cuestión”, “Mesa 2”  que presenta ponentes con proyectos individuales y la “Mesa 3” con ponentes presentando proyectos de grupo.

Esta iniciativa que se estrenará presencialmente justo en un mes, plantea dos modelos de participación. Un modelo offline con la presencia de cuatro ponentes con 15 minutos, cada uno, para presentar su tema y una hora de debate. Aunque su charla, estará disponible para su discusión desde un mes antes del evento, en la web del proyecto. Por lo que a día de hoy ya se pueden encontrar las primeras ponencias. Una magnífica noticia es que ya se han cubierto las plazas presenciales para acudir al evento que tendrá lugar el 17 de febrero en la Universidad Complutense.

El modelo online solo se distingue del presencial en que no participa en el evento offline, pero tiene todo el mes para conversar y responder a las ideas que los interesados en el evento quieran dejarles.

Por último, es el momento de hablar, a riesgo de que se considere autobombo, sobre #cultura18. Un debate abierto y “sin moderador”, en Twitter, en el que los coordinadores  lanzamos una pregunta para empezar y otras si vemos que el tema se escora demasiado. Cada lunes a las seis de la tarde, todo aquel que quiera, alrededor de este hashtag podrá conversar, sin ponentes… Cada uno dice lo que sabe y aprende de lo que escucha. La organización a la finalización de la charla, de una hora de duración, propone tema de conversación para la siguiente semana.

Si no puedes seguir la charla en directo, puedes acceder al blog, donde al día siguiente tendrás un pdf con los tweets que fueron escritos durante el periodo de la charla.

Estos son sólo algunos de los movimientos culturales que están teniendo lugar en las redes, si conoces alguno más o has participado en algunos de los mencionados, te agradecería que nos contaras tu experiencia.

Quisiera agradecer a Laura Cano (@via_di_uscita), a Nuria García (@veoarte) y a mi compañera Dolores Lobillo (@doloreslobillo) por la información que me ha han aportado para la elaboración de este post.

Think Different

Steve Jobs

Hace casi un mes que Steve Jobs nos dejó. Y desde entonces han salido numerosos homenajes a su figura y a su leyenda.

Son varias sus enseñanzas, pero al leer su biografía y libros sobre él, me doy cuenta que supo escuchar, exprimió y puso en práctica las grandes ideas que aprendía y las hizo suyas. Porque tenía pasión por su trabajo.

Hoy en día, se nos enseña a ganar dinero, a estudiar una carrera con salidas, pero no a disfrutar de nuestro trabajo. Creo que ese es uno de los grandes errores de nuestra educación. Hemos de disfrutar aprendiendo y de disfrutar poniendo en práctica lo que hemos aprehendido tanto en nuestra vida diaria, como en nuestro trabajo.

Durante el pasado año, dando un giro profesional a mi carrera, he ido conociendo a personas que en mayor o menor medida han decidido anteponer su pasión por lo que hacen a otros criterios más lucrativos. Algunos pueden vivir ya de ella, pero otros están recorriendo el camino. Para mí, lo más importante fue como describían sus proyectos y la intensidad con la que los transmitían.

¿Qué les ha llevado a ello? ¿Edad, madurez, plenitud mental, estado permanente de locura? No lo sé, pero me da igual. Lo importante es que lo sienten.

Hoy en día, es fácil construirte una carrera 2.0 en el mundo de la comunicación, otra cosa es te salga bien, pero ¿y qué? Lo importante es el camino que recorres, y darte cuenta al final, que si realmente haces lo que te gusta y con pasión, el resultado jamás puede ser malo. Todo lo que aprendes y aprehendes en el trayecto, será lo que dé frutos.

Hay además muchas empresas que se encuentran asfixiadas por formas de actuar ya obsoletas, que se encuentran enquilosadas, pero hay maneras de trabajar hoy en día que son diferentes, sólo que tenemos que confiar en nuestras posibilidades y ser apasionados con lo que hacemos.

Steve Jobs y su famoso discurso en Stanford se resume en Encontrad lo que amáis, y eso es lo que estoy intentando hacer.

Algunas (sólo algunas) de las personas apasionadas que he tenido el gusto de conocer y que Think Different

José Luis Antúnez y Luis Rull con EBE

Alfredo Romeo con DoitSocial

Emilio Márquez con Networking Activo

Ramón Laguna y su Fórmula Sapiens 

Raúl Dorado con Segunda Planta

Raimundo de Hita con Sevilla Post

Rafael Rodríguez-Varo con Patrimonio en Red

Ángeles Fernández-Fuentes con CLUB ePpAd

Cultura, Internet y redes sociales

Las redes sociales existían mucho antes de la irrupción de Internet. E Internet ha cambiado sustancialmente la cultura de relaciones y de comunicación. Estos dos aspectos, cuyo conocimiento es una premisa básica para un buen gestor de redes sociales, dieron mucho de sí en las clases que los sociólogos Luis Rull y Esteve Ollé, del IPTS, nos impartieron en la EAGPA.

Aquí van algunas conclusiones de nuestras clases con Luis Rull:

  • Con Rull, abordamos la teoría de los vínculos débiles de Granovetter, un estudio de 1973 muy interesante a la hora de explicar la importancia que tienen las relaciones que podríamos llamar superficiales a la hora de condicionar los cambios sociales.
  • También nos introdujo en la forma de visualizar y analizar el entramado de relaciones que conforman una red social -no necesariamente tecnológica- a través de Ucinet 
  • Igualmente, nos mostró un ejemplo actual de monitorización de una red social -en este caso twitter– llevado a cabo por Chameleon Tools en el #EBE10

Las claves de esta sesión con Rull, y una bibliografía más amplia, están disponibles en su blog.

Esteve Ollé, por su parte, abordó un análisis cultural de las redes sociales en Internet, del que podemos destacar algunos aspectos clave.

  1. Repasamos las teorías sociológicas sobre la sociedad del conocimiento de Daniel Bell (El advenimiento de la sociedad post-industrial), Jurgen Habermas (La esfera pública e información) y Manuel Castells (La sociedad red), Jeffrey Alexander (La pragmática cultural).
  2. Estas teorías sirven para explicar los códigos de la cultura de Internet, que apuesta por lo abierto frente a lo cerrado.
  3. Las características del código abierto de la cultura de Internet serían la creatividad frente a la monotonía del código cerrado, la libertad frente a la censura, el cambio frente a la estabilidad, la valentía frente a las amenazas, la juventud frente al conservadurismo…
  4. Analizamos esos códigos en las revoluciones de Egipto y Túnez, en el caso de Google, en un discurso de Obama, en el conflicto de la SGAE con los internautas, ejemplificado con un artículo de David Bravo, la polémica de la Ley Sinde, el enfrentamiento de Julian Assange con la administración Obama a propósito de Wikileaks y el divertido resbalón de David Bisbal en Twitter.
  5.  La clase con Esteve Ollé fue muy anterior al 15-M. De otra manera, habría sido muy interesante analizar Democracia Real Ya con estos códigos: en este caso, parece muy claro que el movimiento ciudadano se identifica claramente con el código abierto de Internet, mientras que los partidos políticos tradicionales tendrían un código cerrado.
  6. Con posterioridad, sí pudimos abordar el 15-M con Selva Orejón y redactamos un post conjunto para el blog de Territorio Creativo.

En definitiva, estas clases nos dieron un compendio de información de gran utilidad para conocer cómo funcionan los entramados de redes sociales dentro y fuera de Internet y cuál es la nueva cultura que Internet está generando.